Profanidad de profanidades: PROFANO, Pt. 1- 12 de junio de 2019

 

La palabra PROFANO se define en las siguientes maneras:

En la Religión: Relacionado a devoto de lo que no es sagrado o Bíblico; perteneciente a lo que es secular [mundano] en lugar de religioso.

De un Individuo: Uno que es irreverente, no-religioso (sin fe o religión), sin Dios, impío, incrédulo, sin piedad (sin respeto a lo que es divino), irrespetuoso, sacrílego.

Del Lenguaje y Acciones: Obsceno, BLASFEMO, indecente, sucio, vulgar, crudo, asqueroso, tiznado, áspero, rudo, OFENSIVO.

Con Dios lo profano es lo exactamente opuesto a lo que es Santo. Es lo que está al mismo lado opuesto del espectro de todo lo que define a Dios mismo- Quien es, lo que Él representa y lo que espera ver en aquellos que confiesan Su nombre y lo siguen a Él.

El ser pronunciado como ‘profano’ es como si Dios te dijera: No te pareces en nada a mí.  Todo sobre ti es lo que yo odio, lo que yo no represento y lo que es la antítesis [opuesto] de MI.  Apártate del pecado y deshazte de esta iniquidad, esta suciedad, vuélvete de este pecado, cae sobre tus rodillas y clama a Mí en arrepentimiento. Entonces yo te cubriré con mi presencia y te haré como Yo. Entonces te santificaré (te tomaré de entre otros y te haré personalmente Mío). Entonces te lavaré con agua (las palabras de la Biblia), entonces serás frotado con sal ((limpiado y purificado como la sal remueve el sucio y la putrefacción). Entonces serás frotado con aceite (cada herida y lastimadura de tu estilo de vida pasados será frotado con un bálsamo curativo y atendida). ENTONCES TE PARECERÁS A MÍ. ENTONCES SERÁS MI PUEBLO Y YO SERÉ TU DIOS”.

“Y en cuanto a tu nacimiento, el día que naciste no fue cortado tu cordón umbilical, ni fuiste lavada con aguas para limpiarte ni frotada con sal, ni fuiste envuelta en pañales. No hubo ojo que se compadeciera de ti para hacerte algo de eso, sintiendo lástima por ti; sino que fuiste arrojada sobre la faz del campo, con menosprecio de tu vida, en el día que naciste. Yo pasé junto a ti y te vi sucia en tus sangres. Y cuando estabas en tus sangres te dije: ‘¡Vive!’ Sí, te dije, cuando estabas en tus sangres: ‘¡Vive!’ Te hice crecer como la hierba del campo; creciste, te hiciste grande y llegaste a ser muy hermosa. Tus pechos se habían formado y tu pelo había crecido, ¡pero estabas desnuda por completo! Pasé otra vez junto a ti y te miré, y he aquí que tu tiempo era tiempo de amores. Entonces extendí mi manto sobre ti y cubrí tu desnudez; te hice juramento y entré en pacto contigo, dice Jehová, el Señor, y fuiste mía. Te lavé con agua, lavé tus sangres de encima de ti y te ungí con aceite”. – (Ezequiel 16:4-9, uno de mis pasajes favoritos de las Escrituras).

Aquí está Dios describiendo el proceso de la existencia del hombre. Todos somos abandonados y echados a la faz del campo cuando nacemos, por causa del pecado de nuestros antepasados Adán y Eva. Todos los hombres han pecado y no pueden entrar a la presencia de Dios o entrar al Cielo: a menos que se den cuenta de que el mal reside en sus corazones, lo confiesen a Dios y pidan misericordia. Todos nosotros. Aun así dice: ¡QUE NOS VIO SER ECHADOS A LA FAZ DEL CAMPO!  Luchando en la sangre del pecado en el que nacimos, ÉL VINO A NOSOTROS, ¡y habló VIDA sobre nosotros!

“¡Vive!” Él nos dice a nosotros aun ahora. “ESCÓGEME A MI, YO SOY EL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA”. (Juan 14:6) “Entonces yo te lavaré con las palabras de la Biblia. Yo lavaré las heridas que te hizo el pecado, te haré una nueva creación a mi imagen- y ya no serás más PROFANO”.

Satanás fue echado de la Santa presencia de Dios como la cosa más profana de las profanas y es su oficio veintinueve horas y media al día, el trabajar, incitar, tentar, mentir, descarriar y causar que la gente de Dios Y el mundo en general caiga en la profanidad del corazón, la mente, los labios, los ojos, el cuerpo, alma y espíritu– satanás quiere que Dios rechace la humanidad hasta que eventualmente mueran en esa horrible condición y terminen en el infierno. Entonces él podrá ser su amo. Nosotros que conocemos la palabra de Dios y reclamamos ser sus siervos estamos comandados a vivir ¡VIDAS SANTAS! Estamos comandados a mantenernos fuera de cualquier hábito y pensamiento impuro, y ser santos como nuestro Dios es santo.  

Más aún, estamos comandados a predicar el evangelio COMPLETO a otros, para que ellos puedan tener un entendimiento claro, no nublado sobre quién es Dios en realidad. Sólo luego de haber escuchado el verdadero Evangelio podrán tomar una decisión clara y no nublada sobre si desean o no servirle. Para tomar una decisión verdadera las personas deben escuchar la VERDAD, toda la verdad y nada más que la verdad… así los ayude Dios.

Ahora comienza la serie sobre Lo Profano. Permitámonos a cada uno escuchar al Señor por sí mismo y hacer ajustes inmediatamente según sea necesario.  Dios nos bendiga a todos. He colocado la oración de salvación en la página Asuntos Básicos, para aquellos que deseen ir allí y entregar sus vidas a Jesús. Servirle a Él ha sido la mayor satisfacción de mi vida, porque me ha hecho suya y por su poder salvador y transformador ya no soy PROFANA.  

 -Celestial. 

One Comment Add yours

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s